El coaching en Mondragón experiencia cooperativa

Recientemente, hice una visita a Mondragón en Euzkadi, el País Vasco, y me reconecté con su experiencia. No quisiera aprovechar el espacio para compartir lo que se comparte de ellos en otros numerosos espacios de internet y del mundo de las empresas sociales. Más bien para señalar algunos puntos de interés particular en relación con el Coaching a partir de ciertos elementos que detecté en sus empresas y el modo de aplicar el coaching en algunas de ellas.

Lo que ha dominado y ha sido punto de atención en los ámbitos empresariales y también en muchas de las empresas cooperativas es el afán lucrativo, técnico y pragmático en coherencia con la prioridad de lo económico propiciada por el sistema, y ante tal prioridad la metodología del coaching sostiene su primera y más pregonada premisa: la de poner en primer lugar a la persona, luego todo lo técnico.

Sin embargo, el coaching  ha operado directa o indirectamente sobre la base del sistema económico dominante, y como tal no está exenta de sus inercias de pragmatismo, por lo que los principios del coaching se han de aplicar sobre lo que ocurre en la práctica…

La toma de decisiones ha de partir desde lo interno de la persona, a través del ejercicio de análisis, en todo lo relacionado con el manejo de la institución: relaciones con organismos, proyectos, personal, recursos y obligaciones administrativas y fiscales. La responsabilidad es compartida.

Los miembros de la organización económica en una empresa donde ha habido una estrategia de cambio a través del coaching se vuelven más responsables de proyectos específicos o tareas encomendadas en áreas de trabajo o regiones. Esto está cambiando los esquemas y estructuras empresariales. Ya no suele ser necesario que existan departamentos en el sentido rígido sino actividades coordinadas con la participación de todos. Cada uno tiene su tarea o región de trabajo. Pero no hace el trabajo sólo pues existe una interrelación de los distintos miembros del equipo que operan al unísono. Ir involucrándose en las tareas de todos es todo un proceso que implica demasiadas atenciones, pero que permite al equipo tener una cohesión y visión global.

Como se puede ver esta forma de gestionar es afín a las nuevas tendencias de participación en las empresas. El coaching es herramienta privilegiada para que esto ocurra.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: